domingo, 30 de diciembre de 2012

EL REY LEÓN


Una película maravillosa, que todos hemos visto incansables veces y que hemos ido percibiendo de forma distinta conforme hemos ido creciendo. Estupenda para entretener a bebés, educar a niños y hacer pensar a adultos, una película muy completa y a la vez muy sencilla. Para disfrutar cada vez nueva que se vea.

Análisis del Argumento

Recuerda quién eres

El Rey León trata de Simba, un pequeño león hijo de Mufasa y Sarabi, los reyes de la sabana, Simba es un león curioso e inquieto, inconsciente de sus responsabilidades como rey y viendo sólo las virtudes de una vida con poder. Su padre, Mufasa intenta con paciencia hacerle ver que el tener poder sobre todo también implica tener responsabilidad sobre todo. Un día se escapa con su amiga Nala y van al cementerio de elefantes, donde unas hienas les atacan y tiene que ir a salvarlos Mufasa. Lo que no saben es que es Scar, el hermano de Mufasa, el que ha planeado que Simba fuera atacado por las hienas, para así ser el heredero al trono a la muerte de Mufasa. Tras ver lo irresponsable que es su hijo Mufasa le da una charla sobre las responsabilidades de ser el rey y le dice que no es fácil, pero que siempre podrá encontrar la fuerza en sus ancestros, mirando las estrellas. Un día Scar decide ir más allá y provocar una estampida de ñues que mata a Mufasa y hace creer a Simba que es su culpa que su padre estuviera allí y que debe huir antes de que lo sepa la manada. Así que el cachorro Simba huye y cuando se encuentra desfallecido en el desierto y están a punto de comérselo los buitres lo encuentran Timón y Pumba, dos animales muy diferentes entre ellos y muy diferentes a Simba, pero que lo acogen y le crían y le endeñan un estilo de vida muy distinto al que ha conocido hasta el momento, un estilo de vida basado en disfrutar de todo sin preocuparse de nada, vivir ajeno al mundo para que el mundo viva ajeno de ti y así no tener responsabilidades ninguna, ellos lo llaman "Hakuna Matata". Pero un día Simba se encuentra con Nala, su amiga de la infancia. Nala le cuenta que en el reinado de Scar todos pasan hambre, no sabe como gestionar las tierras ni como alimentar a los leones, y le ruega a Simba que vuelva. Pero Simba dice que no puede, y se encuentra en una encrucijada, por una parte se siente culpable por lo que le hizo a su padre, y vive cómodo en un mundo sin responsabilidades ni preocupaciones, pero por otro lado la educación que le dio Mufasa aún está dentro de él diciéndole que los leones y las tierras son su responsabilidad así como su derecho y entonces se encuentra con Rafiki, el mono consejero que conoció de pequeño y le hace que haga lo que su padre le dijo que hiciera, buscar a sus antepasados. Allí encuentra a Mufasa y le dice que recuerde quien es, que busque su sitio y nunca se olvide de lo que él le enseñó. Entonces Simba vuelve, Timón y Pumba deciden acompañarlo, y se enfrentan a Scar y las hienas con los leones de su parte y le vencen, y Scar finalmente muere devorado por sus propias hienas. Simba y Nala tienen a la pequeña Kiara y es presentada al pueblo por Rafiki de la misma manera en que lo fue Simba al nacer, en la punta de la Roca del Clan.

Esta es una película que trata sobre encontrar tu sitio en la vida, encontrar el puesto en el que debes estar. Cada personaje tiene un rol perfectamente definido, en muchos casos incluso designados por su nombre (en swahili).

Simba significa león, puede parecer básico o simple, pero es lo que es, y le cuesta descubrirlo, con Timón y Pumba siente que no importa si es león, si es suricato, si es un facóquero o si es la clase de animal que sea, siente que puede olvidarse de lo que hay fuera y centrarse en no tener un papel y simplemente disfrutar, pero finalmente cuando llega el momento de enfrentarse a la verdad escoge seguir el camino que debe y colocarse en el sitio que, para bien o para mal, le corresponde.

Scar sin embargo es el único personaje de toda la película que no admite su lugar, ser el hermano o el tío del rey es sin duda una posición privilegiada, pero a él no le parece suficiente y se sale de lo que en la película llaman "el ciclo de la vida" para intentar ocupar un puesto que no le corresponde, y por supuesto, le sale mal. No quiero ni mucho menos insinuar con esto que no se deba aspirar a mas, simplemente que no debemos querer ser lo que no somos, y mucho menos a costa de los demás. Pero esta no es la única lección que nos da la muerte de Scar. Scar muere devorado por las hienas, las que antes fueron sus aliadas, y eso nos lleva a pensar que las alianzas por interés se disuelven en cuanto dicho interés se acaba. Si le pides a alguien ayuda para hacer mal a otro y esa persona acepta ¿Qué te invita a pensar que actuará de forma diferente si la víctima eres tú?. Es muy fácil decir "yo no tengo nada contra él/ella, porque a mi no me ha hecho nada" pero bajo mi punto de vista es un gran error, cuando una persona es capaz de hacer daño a los demás, la víctima puede ser cualquiera, y de nada sirve hacer la vista gorda, no digo que las personas no puedan cambiar, claro que pueden, pero hasta que cambien las personas son las mismas para todo el mundo, no cambian en función de con quien tratan, por mucho que pretendan hacerlo creer.

Rafiki es otro personaje sustancial, significa amigo en swahili, y eso es lo que es, es un amigo para Simba, no el clásico amigo estilo Timón y Pumba de estar con él y pasarlo bien juntos, si no el amigo que aparece en el momento en el que Simba lo necesita y le dice las cosas tal y como hay que decirlas, no se las adorna, ni le trata con dulzura, simplemente se las suelta de golpe y porrazo, para que le lleguen, pero no solo está para dar consejos, también está en los momentos de felicidad, como por ejemplo para presentarlo al mundo al nacer, o para hacer lo mismo con su hijita, y aparece también, contra todo pronóstico en medio de la lucha, para ayudar a Simba. No siempre está con él, pero sabe cuándo lo necesita, cómo encontrarle en ese momento y qué hacer para ayudarle, cree en Simba más que el propio león y le conoce mejor que Simba a si mismo.

Timón y Pumba son otra clase de amigos, no menos valiosos, pero si diferentes, ellos le acogen sin conocerle, confían en él y lo comparten todo con él, le enseñan su forma de vida y no dudan de la fiabilidad del león, le protegen en sus noches de pesadilla aún sin saber bien cómo hacerlo y cuando llega el momento en que Simba decide presentar batalla y recuperar su antigua vida, a pesar de que el preocuparse por problemas externos a su pequeño mundo va completamente en contra de su filosofía de vida, también van a su lado, porque aunque no le terminan de comprender o conocer, son sus amigos, y harán siempre lo que puedan por cuidar de él.

Mufasa es el principal encargado en la película de que Simba ocupe su lugar y la principal forma de hacerlo es con el ejemplo. Unos conocidos que fueron a Tanzania de viaje me dijeron que Mufasa significaba "rey" en swahili, no he podido contrastar la información, por lo que no se si es cierta, pero no me extrañaría nada, Mufasa es el rey, ese es su lugar y es perfectamente consciente de ello, es el rey, padre del futuro rey y su labor es gestionar de la mejor forma para todos las tierras bajo su reinado y asegurarse de que su hijo haga lo mismo a su muerte y por eso aparece en su momento de máxima debilidad y duda, para seguir mostrándole  a su hijo cual es su sitio en el ciclo de la vida.

Nala significa suerte o regalo, y eso es lo que es para Simba, ese es su rol en la película, ella es el regalo que Simba necesita en cada momento, es su compañera de juegos de niña, es su empujón a volver cuando las cosas van mal y es su compañera cuando todo vuelve a estar bien, Nala siempre es algo bueno para Simba y es su suerte, todos en el mundo buscamos la suerte, sin darnos cuenta de que la verdadera suerte es tener al lado a alguien como Simba tiene a Nala, desde siempre para siempre.

Por último tenemos a un personaje que es muy fácil que pase desapercibido, pues aparentemente no hace nada, este personaje es Zazú, puede parecer que su sitio es ser el consejero del rey, pero mirándolo con perspectiva, ese es el menos importante de sus cometidos. Zazú es un personaje que desde el principio hasta el final de la película se encarga de vigilar que todos se queden en su sitio y cumplan su rol, es todo el tiempo el guardián del ciclo de la vida.

Pero la necesidad de que cada uno sepa quién es y donde debe estar no solo es extrapolable a la vida en general, sino a todos los pequeños aspectos, desde la vida laboral hasta quién eres en la vida de cada una de las personas que nos rodean, porque todos somos Simba en nuestra vida, pero podemos ser Nala, Timón, Rafiki, Mufasa o incluso Scar en la vida de los demás.

Otro tema importante y ligeramente relacionado con el anterior que se refleja en la película es la relación poder-responsabilidad. Todo el que es poderoso o ambiciona serlo tiene que reconocer que asume también una importante responsabilidad cuidar de todos aquellos sobre los que tiene influencia. Eso trata de hacérselo ver Zazú a Simba en la canción "yo voy a ser rey león" y después Mufasa, cuando le muestra las tierras del reino. Y esto es algo que Scar nunca asume, él ambiciona el poder, pero se niega a reconocer la responsabilidad que conlleva, y por eso, mientras el gobierna, los leones mueren de hambre. Timón y Pumba, al contrario de lo que pueda parecer (pues se niegan a asumir ninguna responsabilidad) entienden perfectamente esta relación, por esto se alejan del mundo, de las relaciones de poder existente entre unos y otros por la dominación de territorios o comida y se limitan a vivir en su pequeño paraíso, sin ninguna responsabilidad sí, pero también sin ningún poder. Es una elección, y ambas respuestas son igual de válidas, siempre que conozcas y asumas las consecuencias y sepas que si evitas la responsabilidad, renuncias también al poder.

Ficha técnica y artística

Título: El Rey León
Título originalThe Lion King
DirecciónRob Minkoff, Roger Allers
País: EE.UU.
Año: 1994
Duración: 85 min.
Género: Animación, Infantil.
Calificación: Apta para todos los públicos.
Reparto: Animación.
ProductoraWalt Disney Pictures

Detalles a destacar.

Hakuna Matata

Sin duda hay algo que no puede olvidarse ni ignorarse al hablar de esta película, y es por supuesto la banda sonora. Compuesta por Elton John, letras por Tim Rice y arreglos por Hans Zimmer. Ganadora del Oscar a mejor banda sonora original y  mejor canción original por "Can you feel the love tonight" aunque también estaba nominada a este premio por "Hakuna Matata" y la espectacular "Circle of life", bajo mi punto de vista una de las mejores canciones de las bandas sonoras de los clásicos Disney.

Frases célebres

«Recuerda quién eres.»
«Hakuna matata. Vive y sé feliz.»
«Así, todos estamos conectados en el gran ciclo de la vida.»
«Timón: Lo que debes hacer cuando el mundo te de la espalda, es darle la espalda al mundo.
Simba: No fue lo que me enseñaron.
Timón: Tal vez necesites nuevas lecciones.»
«Olvidaste quién eres, y así me olvidaste a mí. Ve en tu interior, Simba. Eres más de lo que eres ahora. Toma tu lugar en el ciclo de la vida.»

Si la vuelves a ver fíjate en...

... la muerte de Mufasa y la debilidad de los clásicos Disney por los protagonistas huérfanos.  

Calificación: 8/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario